¡Mantenga su distancia! Puede salvarle la vida

¡Mantenga su distancia! Puede salvarle la vida

Imagine usted el siguiente escenario: Va conduciendo tranquilo por la carretera rumbo al trabajo. Mantiene una velocidad prudente, pero constante. Sin embargo, el apremio por llegar a tiempo a su destino hace que se descuide por unos minutos, pegando su vehículo a corta distancia del que lo precede en el carril. Los accidentes son inesperados, y la fatalidad hace que el automóvil que se encuentra delante de usted, muy cerca porque así usted lo decidió, frene de manera intempestiva. La corta distancia que usted mantuvo no le permite una pronta reacción, y a pesar de haber estado conduciendo a una velocidad moderada, el choque es inminente. En el mejor de los casos, la colisión solo da como saldo dos autos destrozados y muchas facturas costosas para el taller mecánico ¿Quién se haría responsable? Usted, desde luego. En el peor de los casos… bueno, no habrían facturas lo suficientemente costosas que cubran la seguridad y la vida de las personas.

Mantener una distancia prudente o de seguridad puede marcar la diferencia entre la vida y la muerte, y esta afirmación no alberga “exageraciones”. Es literalmente lo que puede diferenciar a un accidente fatal de un impase ligero en la carretera. Entonces ¿Qué tipo de consideraciones o conocimientos debemos tener para conservar una distancia prudente? Lo primero es tener en cuenta algunos conceptos. La prevención siempre inicia en un adecuado conocimiento de la circunstancia, por ello preste atención a lo siguiente.

  • Distancia de Detención. La distancia de detención no es más que la suma de la Distancia de Reacción (El espacio que recorres desde que te percatas del peligro hasta que pisas el freno) y la Distancia de Frenado (Espacio que recorre un vehículo durante la frenada hasta que se detiene por completo) La Distancia de Detención es la distancia o espacio que recorres con tu vehículo antes de que puedas bajar la velocidad o detenerte por completo. A ello se le suman variables como la velocidad con la que transites y tiempo de reacción, a entender, si vas a excesiva velocidad y además has ingerido alguna sustancia que limite o ralentice el tiempo de reacción de tu organismo (sentidos, motricidad, etc.) mayor será la Distancia de Detención hasta que el vehículo se detenga por completo. En la Distancia de Detención, además de la velocidad, influyen:
    • El estado de la vía (si el firme está mojado, si está en mal estado, etc.).
    • El estado del vehículo (los frenos, los neumáticos, la amortiguación, etc.).
    • El estado del conductor (sueño o fatiga, alcoholemia, dolor de cabeza, etc.).

No es cuestión de juego, ni es algo insignificante como para no prestarle la importancia debida. Ser prudente y responsable frente al volante significa considerar todas las medidas de seguridad que te permitan transitar a salvo, y conservar la seguridad de los otros conductores, pasajeros y peatones. Dentro de ellos, el mantener una distancia de seguridad respetuosa entre vehículos, entre cruces peatonales y aceras te permitirá brindarte mayores chances de llegar a salvo y en calma a tu destino. Recuerda, un viaje sin accidentes no solo beneficia tu integridad, sino también tu economía, pues un conductor sin accidentes es un conductor que paga menos por su seguro de autos, eso tenlo por seguro.

¿Qué opinas acerca de las distancias necesarias para mantenerse seguro en la carretera? Siéntase libre de dejarnos sus opiniones en la casilla de comentarios a continuación.

¡Mantenga su distancia! Puede salvarle la vida Christian Cesar De la Cruz Gil

¿QUÉ TE PARECIÓ ESTE ARTÍCULO?

Bueno

Summary:

5

Valoración del usuario: 0 (0 Votos)
1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (No Ratings Yet)
Cargando…

Compartir:

Publicaciones relacionadas